Consejos para la presentacion del TFG
  • 27/10/20


Es el último paso, lo único que te separa de tu título, pero justo ahora te asaltan mil dudas sobre cómo hacer la presentación del TFG. Es algo normal, fruto del cansancio acumulado, aunque debes pensar en que has contado con un tutor que, casi seguro, te haya dado consejos sobre cómo hacer una buena presentación de TFG y también dispones de los trabajos presentados en años anteriores, para consultarlos.

Por tanto, si tu tutor te indica que te encuentras preparado para defender tu trabajo de fin de grado es porque lo estás. No obstante, es cierto que el tono y la manera de comunicarse ante el tribunal tienen influencia sobre tu nota final, por lo que debes practicar antes del día señalado. Y, para que practiques y vayas acostumbrándote a defender tu TFG como el mejor, te dejamos una serie de consejos válidos para cualquier titulación.

¿Cómo preparar la presentación del TFG?

Lo primero de todo es que calcules de cuánto tiempo dispones y adaptes tu discurso, de manera que puedas llegar explicar todo lo que necesites sin que sobre demasiado tiempo. Por otro lado, ten en cuenta que los materiales del tipo diapositiva que utilices deben ser un apoyo a tu discurso, que se irá mostrando a la par que se aborda cada punto de tu TFG, y no algo para leer.

Las diapositivas o el material gráfico pueden ayudarte si en un momento te quedas en blanco, aunque para eso es mejor que lleves contigo un pequeño guion. En él dividirás el tiempo entre la introducción, el desarrollo y las conclusiones, de tal forma que el desarrollo ocupe en torno al 50% de tu presentación TFG.

En la introducción debes usar un lenguaje sencillo, ser conciso y plantear el interrogante al que vas a dar respuesta con tu trabajo. Necesitas captar la atención del público, y más en concreto del tribunal que te evalúa, en pocos minutos.

En las conclusiones puedes aprovechar para enfatizar los puntos más importantes de tu trabajo, y suele ser aconsejable terminar la introducción y el cierre con textos que sean especiales, como pueden ser citas.

Claves para hacer una buena presentación del TFG

- Definir el objetivo de tu TFG y dividirlo en varios objetivos más pequeños.

- Decidir el enfoque en función del tipo de audiencia.

- Cuidar el diseño de las diapositivas. Deben ser legibles y contener pocas frases por cada imagen. El logo de la universidad tendrá un tamaño proporcionado y las imágenes que se empleen deben aportar valor a la presentación. No emplees más de dos tipos de letra en una misma diapositiva y presta atención a la paleta de colores, para que haya contraste sin usar muchos tonos diferentes.

- Vigila que no se produzca un desfase entre lo que vas exponiendo y las diapositivas que se muestran. Ante la duda, es mejor que seas tú quien vaya dando paso a las diapositivas una o una.



La presentación de tu TFG es casi tan importante como su contenido, a la hora de causar mejor o peor impresión o de mostrar dominio de la materia. No existe una única forma de exponer un TFG, aunque sí hay unas pautas que conviene respetar para mejorar la transmisión del mensaje y la usabilidad de los componentes visuales de apoyo. Recuerda que puedes acudir a presentaciones previas a la tuya, muchas veces incluso aunque ese no sea el año en que te toca decidir cómo exponer tu TFG, para ir aprendiendo recursos y mejorando tu oratoria.